Desde el programa de voluntariado de las Naciones Unidas, se ha editado el segundo informe en el que se destaca el potencial del voluntariado para el fomento de la inclusion social a escala mundial, nacional y local.
El segundo Informe del estado del voluntariado en el mundo, dedicado a la relación entre el voluntariado y la gobernanza, defiende que el voluntariado y las políticas e inversiones de desarrollo que se centran en las personas ofrecen un potencial sin explotar para el desarrollo sostenible. El informe postula el voluntariado como recurso y vehículo adicionales para que las destrezas, los conocimientos y la competencia técnica impulsen la voz y la participación, la responsabilidad y rendición de cuentas y la receptividad como pilares principales de la buena gobernanza, complementando así otras soluciones y recursos en aras del desarrollo.

 

Informe sobre el estado del voluntariado en el mundo 2015: transformar la gobernanza (ver documento)

Aneu a la barra d'eines